Tuesday, September 28, 2010

Dedican sello postal a la poeta Julia de Burgos

El pasado viernes 24 de septiembre de 2010 fue la develación del sello conmemorativo a la poeta puertorriqueña, Julia de Burgos en el Instituto de Arte & Cultura Puertorriqueña (IPRAC). Fue una noche hermosa donde escuchamos varios poemas de Julia y vimos un documental sobre su vida. Ahora Julia podrá viajar a todas partes del mundo...

Friday, September 24, 2010

Nueva antología de escritores de Chicago "En la 18 a la 1"

El 2 de octubre de 2010 va a ser un día muy emocionante para un grupo de 14 escritores latinoamericanos que vivimos en Chicago y escribimos en español. Ese día será la presentación de "En la 18 a la 1", antología nacida del taller literario de la revista Contratiempo. El invitado especial será el reconocido profesor y director de postgrado del Departamento de Estudios Hispánicos de Brown University (Providence, RI), Julio Ortega, quien escribió el prólogo del libro

Presentación del libro 'En la 18 a la 1'

Invitado especial

Julio Ortega, Brown University

Cuándo: 2 de octubre, 2010 6:00 pm

Dónde: Northeastern Illinois University, Salón Golden Eagles 5500 North St. Louis

Admisión: Gratuita y abierta al público general

Aquí les incluyo parte de un artículo publicado en el periódico Hoy escrito por Julio Ortega:

Pilsen es un taller

Ediciones Vocesueltas, sello editoral de Contratiempo nfp, publica su quinto libro 'En la 18 a la 1'

por Julio Ortega (extracto del prólogo)

Cada poeta que desempaca sus manuscritos seguramente repite lo mismo: Vine a Pilsen porque me dijeron que aquí hay un taller de poesía.

El hecho es que a mí, en esta pilseneana saga de la larga migración en la cual reconocemos nuestro propio trayecto, me ha tocado la tarea, entre tantas coordenadas y confluencias, escribir el nombre de Pilsen en este prólogo al grupo de escritores que este libro acoge.

Libro, así, que él mismo es un taller de la creatividad del español americano en la posada del camino compartida por la fe poética de estos escritores conjurados. Por ello, es un libro que lleva una dirección por título: como un conjuro, la portada del libro es la puerta de otro taller.

Lo primero que hay que decirle al lector que ha abierto la puerta de este libro y se detiene en este umbral, es que se trata de varios libros.

No sólo porque cada uno de los escritores citados a esta conversación en el ágora pilseneana de sus páginas llega aquí con una muestra de su trabajo, sino porque cada página proviene de su propio taller: anuncia que es parte de una obra en marcha, asumida con seriedad y gusto, con amor por la palabra y fe en su capacidad inventiva.

De manera que este libro es, además de antología, una muestra, y también un repertorio: selecciona lo más representativo de cada autor, muestra la diversidad de su talento, y documenta el estado de la literatura hispánica en su estancia en Chicago.

Por eso la lectura no es la misma a lo largo del libro. Siendo varios libros, se nos demanda, como lectores, cambiar de registro, de referencias y gustos en cada tramo de su compilación, porque cada escritor no sólo es distinto sino demandante, espera las respuestas que la lectura reconoce y tributa a la buena escritura.

Así, uno como lector se convierte en el último tallerista de este laboratorio verbal. Porque uno debe elegir sus herramientas mejores y proceder a leer desde su propio tiempo para reconocer su propia voz de lector, alerta entre estas voces que lo convocan.

Este libro postula una intensa actividad, y debe ser leído con un lápiz en la mano y una libreta cerca, para tomar notas, hacer preguntas, y apuntar los libros de los autores que nos hayan conmovido para buscarlos y sumarlos a nuestra biblioteca. Como buen taller, es un libro que se multiplica.

Los autores antologados en En la 18 a la 1 son Elizabeth Narváez-Luna,Ignacio Guevara, Jorge Luis García de la Fé, Johanny Vázquez Paz, Stanislaw Jaroszek, Rafael Franco, Adrián , Raúl Dorantes, Jorge Montiel, Verónica Lucuy Alandia, Jesús Guerrero Martínez, Humberto Uribe, Santiago Weksler y Febronio Zatarain.

Monday, September 20, 2010

El bailarín

Llegas siempre tarde con el clavel anclado en el pecho, la corbata anudada al ego y el negro como espejo brillando en los zapatos. Caminas firme asestando el bastón en la madera, como la mano que marca el ritmo en el tambor. Te paras a tasar el cuarto en una esquina; buscas quien tiene piernas para aguantarte la noche entera. Pretendo indiferencia, pero atisbo de reojo cada uno de tus movimientos. Presiento la mano que extiendes, los labios que esbozan la invitación. Arribamos callados a la pista, le ofrendo mi cintura a tu brazo derecho, mientras el izquierdo se alza mano a mano y comienza el duelo. Me llevas de lado, te sigo los pasos, me empujas, te suelto, doy vueltas bajo tu cielo. Me acercas, me aprietas, mis senos laten en tu pecho. Uno, dos, tres, lías el trompo. Cuatro, cinco, seis, desenrollas la cuerda y me lanzo de espalda en tus brazos. La música suena su última tonada, temo a la despedida y te susurro: todavía nos falta un bolero, mi negro. Salimos sigilosos del salón y comenzamos la fiesta.

por JVP

Tuesday, September 14, 2010

Poetas interpretan La Lotería en Columbia College

Mano/Mundo/Corazón: Artists Interpret La Lotería

Como parte de la exhibición Mano/Mundo/Corazón este jueves 16 de septiembre de 2010 a las 6:00 p.m. en Columbia College un grupo de poetas de Chicago estaremos leyendo poemas que escribimos inspirados en el juego mexicano de La Lotería. Contrario a su nombre, el juego no tiene que ver con la lotería tradicional sino mas bien se parece al bingo pero en vez de números es con imágenes. El poema que leeré está inspirado en El Bailarín. La dirección es la siguiente:

Columbia College

Ludington Building

1104 South Wabash Street

Chicago, IL

Para más información sobre la exhibición, favor de buscar aquí.

Wednesday, September 1, 2010

Septiembre sin alas

Me creceré alas para llegar al mar
antes que el verano deje su adiós en mi puerta
como un amor furtivo que no revela
su identidad en la carta de despedida.

Me creceré alas para mirar al sol
antes que su hoguera se ausente del día
como un amante de paso que esquiva
su presencia en las noches más oscuras.

Es que en septiembre necesito volar
antes que el invierno borre el azul
y el gris se amontone en mi ventana.


por JVP